Tengo la licencia de vivienda de uso turístico, y ahora ¿qué?

Facebook

Una vez que has obtenido en el Ayuntamiento la licencia de vivienda turística, comienzan los trámites de lo que será la gestión del alojamiento turístico.

Existe un único objetivo global con estas tareas, conseguir atraer al máximo de viajeros y al mejor precio. ¿Cómo lo vamos a conseguir?

Como en cualquier negocio, conociendo cuáles son las ventajas de nuestro apartamento turístico y sabiendo quién es nuestro cliente objetivo.

 

¿Cómo diferenciamos nuestra vivienda turística?

Analizar nuestro apartamento turístico y cuáles son las ventajas que ofrece a las personas que pontencialmente van a alojarse es fundamental.

Mi recomendación es escribir una descripción de todos los aspectos que aportan valor. Como la ubicación, el tamaño, el equipamiento, accesibilidad, entorno, comunicaciones, etc. Esta descripción la utilizaremos además en los portales online para atraer al turista.

 

Lo que siempre has de hacer

 1. Mobiliario funcional y neutro

Hay algunos factores que deben cuidarse desde el primer momento, como es la estética.

Desde hace décadas en algunos países anglosajones y también del norte de Europa, se aplica una técnica de marketing para la venta de las viviendas. Se conoce con el nombre de “home staging”. Esta técnica consiste en decorar o presentar la propiedad para venderla mejor.

En el alquiler turístico, es conveniente aplicar este método. Tanto si eliges nuevo mobiliario, como si cuentas ya con uno, la funcionalidad debe ser el principal criterio. Tener en cuenta el “menos, es más, y buscar como en el home staging, una decoración neutra, en colores y formas. El objetivo es que sea del gusto general.

Si tu apartamento ya cuenta con mobiliario, valora la necesidad de actualizarlo. Hay muchas técnicas y nuevos materiales que, con un bajo presupuesto, te permiten cambiar totalmente el aire de tu mobiliario.

Además, cuanto más minimalista sea la decoración, más rápido se realizará la limpieza, lo que ayudará a mantener controlados los costes.

Ten en cuenta también, que deberás incluir equipamiento en la cocina y menaje y ropa de cama y baño.

 

2. Buenas fotos

Una vez conseguido el aspecto buscado, tendrás que sacar unas buenas fotos.

Algunas plataformas como Airbnb ponen a disposición de los anfitriones el servicio de fotografía. Dependiendo de la zona y disponiLas fotos de calidad son claves en la comercialización del alquiler turísticobilidad, es gratuito.

La calidad de las fotos es básica para convencer al turista. Pero también han de ser fieles a la realidad. No hay nada peor que crear unas expectativas por las imágenes mostradas que después no coincidan. Por tanto, no trates de engañar u ocultar aspectos que pueden ser relevantes en la elección.

No solo el turista decepcionado no volverá, sino que sus comentarios condicionarán a otros.

 

3. Comentarios atractivos

Recupera la descripción de los puntos clave y utilízala para cumplimentar las fichas de los portales online en los que decidas comercializar tu vivienda turística.

En estos comentarios, siempre deberás incluir el número de licencia.

 

4. Precios acordes al mercado

Existe la tendencia natural a valorar lo nuestro de forma más positiva que lo del resto. Para poder fijar los precios hay que hacer un ejercicio de objetividad, y valorar nuestro alojamiento turístico con sus aspectos positivos y negativos.

Además, hay que estudiar la zona y la estacionalidad. Determinar los periodos de temporada baja, media y alta, como mínimo.

Mi consejo sería realizar un estudio de la oferta de la zona, y fijar unos precios base. Has de tener en cuenta que estos precios los puedes siempre modificar en función de la demanda. También es conveniente que tengas en cuenta tus costes, tanto fijos como variables.

 

5. Comercialización online

La elección de los portales donde queremos publicitar nuestra vivienda de uso turístico es clave. Las opciones son muy numerosas.

El funcionamiento es similar, aunque pueden hay algunas diferencias que trataré de manera más profunda muy pronto en otro post.

De forma general, los más populares son Airbnb y Booking. También, Homeaway, Tripadvisor, Wimdu o Rentalia.

El alta en los portales es sencilla. Has de entrar en el área de propietarios y solicitar crear tu propiedad. Tendrás que detallar la descripción de tu vivienda turística, detalle del equipamiento y añadir las fotos. Podrás aplicar tus tarifas de por temporada y añadir los servicios adicionales que puedas ofrecer y su coste. Así como las condiciones de cancelación y de pago.

También se solicita que añadas información personal.

Los programas te asignan unas claves con las que puedes acceder en todo momento a tu propiedad para poder gestionar el calendario, mensajes con los clientes y la descripción.

Es habitual trabajar con varios portales, por lo que todos ofrecen la posibilidad de sincronizar los calendarios. De esta forma cuando se realizan reservas directas, se evitan lo que se conoce como “over bookings” o lo que es lo mismo, dos reservas en los mismos días.

 

Ya has terminado el proceso,

¿Y ahora qué?

La primera reserva llegará muy pronto. Te cuento qué es lo que tienes que hacer entonces.

 

ENTÉRATE DE TODO, Y SÍGUEME ! Facebook